Cinco cosas que no volvería a comprar

¡Casi se me olvida! Si es que no tengo la cabeza en mi sitio, debe ser cosa de las hormonas del embarazo… Hace varias semanas que Walewska de Mamis y bebés propuso a todas las que quisiéramos hacer una entrada sobre los imprescindibles y las cosas inútiles que en su día compramos como madres primerizas. Yo ya publiqué mis imprescindibles para el primer año del bebé y los imprescindibles para el embarazo, así que me quedaba publicar hoy las cinco cosas realmente inútiles en las que me gasté el dinero pensando que las acabaría usando.

1. Termómetro de frente/oído. termometro frente

Ni una sóla vez conseguí que se dejase tomar la temperatura con éste cacharro, y por supuesto nunca me dió la temperatura correcta. Dónde estén los de toda la vida debajo del brazo que se quiten los inventos.

2. Vigilabebés. vigilabebes

A menos que tu casa sea un palacio y que tu bebé duerma en el ala oeste lejos de las habitaciones del servicio, puedes estar tranquila que lo escucharás llorar por las noches sin el menos problema. Si además colechas como nosotros pues es obvio que no lo quieres para nada.

3. Alfombra de juegos. alfombra juegos

A los bebés no les gusta estar bocabajo cuando aún no saben gatear o darse la vuelta, se agobian, y cuando saben desplazarse suelen preferir ir a investigar por su cuenta. ¿Resultado? Tengo tres y no ha usado ninguna. Siempre le han gustado más los secretos que escondían los cajones del salón.

4. Cojín antivuelco. cojin antivuelco

Por suerte lo anulé a tiempo de la lista de nacimiento y nadie llegó a gastarse el dinero en él, porque al menos el mío no sabía darse la vuelta hasta que tuvo edad para no correr peligro si lo hacía. De nuevo con el colecho hubiera sido inútil del todo.

5. Tacatá (andador). tacata

Sí, lo ponía dentro y parecía gustarle… dos o tres minutos. Si a eso le sumamos que no son nada recomendables para el desarrollo del bebé ya esta todo dicho.

La verdad es que como la mayoría de las cosas o me las prestaron o me las fui comprando según las necesitaba, no caí en demasiados errores. Y me ha costado encontrar o recordar cinco para escribir esta entrada ¡lo prometo! De echo veo muy problable que a lo largo del día se me encienda la bombillita que tengo fundida en el cerebro y tenga que editarlo.

¡Besos y abrazos!

Anuncios

12 comentarios en “Cinco cosas que no volvería a comprar

  1. Estoy casi totalmente de acuerdo en los cinco artículos que has puesto. Menos mal que esos artículos me los regalaron y no invertí en ellos, así el arrepentimiento es nulo.

    • ¡Hola! ¡que ilusión verte por aquí! es mi caso también fueron o regalados o prestados la mayoría, y al final los que he podido los he vendido de segunda mano, que siempre es una solución para estas equivocaciones. ¿cómo está tu pequeñajo? ¡Besos!

      • Mi peque muy bien. Ya tiene 6 meses y cada día es una sorpresa nueva con cada habilidad que aprende. Leyendo tu blog y otros que recomiendas me siento muy animada en la crianza. Ahora estoy leyendo Comer, amar, mamar y me identifico con muchas cosas que cuentas. Me ha entrado el gusanillo de escribir yo también un blog y sumarme a las mamás blogeras. A ver si me decido.jejeje

      • Creo que todas las madres deberíamos tener ese libro en la mesilla de noche y cada vez que nos sintiéramos confusas o dudásemos de cómo lo estamos haciendo, echarle un vistazo. Anímate con el blog, que en la maternidad 2.0 somos muchas y nos lo pasamos muy bien! 🙂

  2. Pingback: 5 imprescindibles / 5 prescindibles en puericultura | Mamis Y Bebés

  3. Pues salvo la alfombra de juegos que con Aldara sí que la utilicé y mucho, suscribo el resto. ¡Qué ilusión me hace! Es más, habrás visto que algunos los he puesto en mi misma entrada 🙂 ¡¡¡es genial!!!!
    Muchísimas gracias por participar, ya está incluído en la entrada con los de todas. Un abrazo!

  4. Coincido en el cojín antivuelco ¡que patraña! de tus imprescindibles amo Mustela 😛 y el cojín de lactancia también…para tú siguiente embarazo Mustela sacó la crema para piernas cansadas y ufff deliciosaaaa
    Un besote desmadroso

      • Pues mira en mi primer embarazo yo estaba reteniendo tanta agua que crecí dos tallas de zapatos…en éste la verdad estoy inflamada pero no tanto y por las noches al menos el frescor de la crema me relaja y hace que mis dedos de los pies parezcan menos morcillas 😛

  5. nosotros el babyphone lo usamos aûn hoy, en casas de varias plantas es indispensable, y me imagino que aûn me queda mucho por usar. eso sî, sin câmara web…
    y la alfombra îdem, aunque el arco lo quitamos, evidentemente, a ella le gusta sentarse encima de su alfrombra todavîa. el resto no he tenido, el tacatà dicen que es malo para el aprendizaje de andar. pero yo no hubiese comprado muchîsimas cosas tampoco… cosas de mamàs primerizas!

    • es verdad que en casas de dos plantas sí que se usa, pero es un piso para mí es un trasto. lo de la alfombra cada crío es un mundo, el mío ni verla. Aun así seguro que incluso con el segundo compro cosas que no necesito
      besos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s