Por qué esta vez no voy a dar el pecho.

lactancia

Ni mucho ni poco, esta vez en cuanto nazca mi repeque pediré la famosa pastilla para detener la subida de la leche. Y no, no es una decisión egoísta. O sí, que ya ha escuchado una de todo.

Ya os conté hace tiempo que con mi pequeño sentí que había fracasado en el intento de ofrecerle una lactancia materna en exclusiva. Aquí os expliqué todos los problemas, que fueron muchos y variados. Algunos vinieron por culpa de mi desinformación, otros por mis miedos y la influencia de las miles de opiniones de tooodo el que me rodeaba. Al final el golpe de gracia lo dieron una serie de profesionales médicos sin ningún conocimiento acerca de la lactancia… ni acerca de la medicina en general, diría yo. Y por supuesto con muy pocas ganas de hacer bien su trabajo.

Toda madre o embarazada sabe lo que es una mastitis. Para las que no, brevemente os diré que se trata de una obstrucción de los conductos de la leche (leed aquí). En mi caso se dio porque, guiada por uno de esos consejos gratuitos y agotada por la falta de sueño, creí que no sería malo sustituir la toma de la noche por un biberón. Fue una enfermera de mi centro de salud quien me dijo que podía darle un biberón de refuerzo. Craso error. Me levanté con un bulto en el pecho. Hala, una mastitis, pensé. Usé los remedios habituales como agua caliente y masajes, y por supuesto ponerme más al bebé al pecho, pero el crío se enfadaba al mamar de esa teta y la rechazaba. Sacaleches al canto. Y nada, que aquello no bajaba.

Ya con fiebre acudí a urgencias, en dónde me recetaron un antibiótico que, además, me dijeron que no era compatible con la lactancia. En esta página tenéis los medicamentos que son incompatibles de verdad con la lactancia.

La cosa no cambia, y acudo por segunda vez a urgencias. En esta ocasión el señor que me tocó en suerte, no diré médico porque no se portó como tal, ni se dignó a mirarme el pecho afectado, sólo me cambio de antibiótico.

Y a la tercera como suelen decir va la vencida. En la siguiente visita a urgencias, llorando en la sala de espera del dolor y con la fiebre por las nubes, al fin un médico que quiso palpar el pecho. Sólo le dijo al enfermero ‘prepárame el quirófano’. Mi cara debió ser un poema. ¡¿Quirófano?! Pues sí. La mastitis mal curada se infecta y se convierte en un absceso mamario. En mi caso tenía el pecho completamente infectado.

Fueron diez días de ingreso en el hospital, diez días de curas a través de un tubo insertado en la abertura que me realizó el cirujano junto al pezón. Diez días de dolor. Y diez largos días sin poder ver a mi hijo de apenas tres meses más que un par de horas cada tarde, en la sala de espera del hospital.

Sé que no fue mi culpa, que fueron sus errores los que me llevaron a ese extremo, pero a día de hoy cuando ya he decidido que no voy a volver a dar el pecho nunca más, me siento culpable. Porque estaba tan empeñada en tener que mantener la lactancia materna, me repetía tanto a mí misma que si las demás podían yo también, que era lo mejor para el bebé… que no entendí que, de verdad, no pasa nada si al final sólo toman biberón. Aún nos queda mucho camino por recorrer para que la LM exclusiva sea una realidad al alcance de todas las madres, sin dolor ni sufrimiento ni tener que escuchar opiniones, consejos y críticas.

Si mi experiencia sirve de algo, que sea para que nunca tengáis que pasar por algo así. La LM es importante y maravillosa, pero no merece la pena si conlleva más sufrimiento que satisfacciones, tanto para la madre como para el bebé. Muchas gracias por leer este tostón, y aquí estoy si me necesitáis.

Besos y abrazos.

Anuncios

17 comentarios en “Por qué esta vez no voy a dar el pecho.

  1. Me parece muy respetable tu decisión…Pienso lo mismo que tú la lactancia hay que disfrutarla, de nada le sirve a un bebé el mejor alimento del mundo si su madre está angustuiada y agoniaba…que en realidad es a quién más necesita. Yo también pasé por una mastitis, pero por suerte conseguí atajarla rapidamente, pero mi lactancia fué muy peculiar y lo pasé mal, pero también te digo que con la expeiencia que ya tengo si tuviese otro bebé le daría el pecho (aparte de porque pienso que es lo mejor) por aquello de disfrutar y tomarme las cosas con calma, cosa que no hice con la primera…y por supuesto, si empeizan los problemas para estar amargada me pasaría al biberón, ya que el bebé necesita una mamá feliz…Besos!!

    • Reconozco que me quedará la espinita de no poder disfrutar de una LM con mi siguiente hijo, pero no creo que el miedo de volver a pasarlo mal me compense. Esta vez quiero disfrutar de los primeros meses de mi pequeño, no estar angustiada en cada toma. Besos!

  2. Un bebé necesita una mamá sana y feliz y SI, la leche materna es el mejor alimento para el peque pero si es a costa de la salud mental o física de la madre no merece la pena. Las leches de fórmula están muy conseguidas.

    Lo importante es que tu decisión sea consciente y meditada y que destierres los sentimientos de culpa. Y si al final decides intentarlo que sea sin presiones ni de los que dicen que si, ni de los que dicen que no. Hay que hacer coraza.

    Un besazo

    • Lo de la coraza es una asignatura que todavía tengo pendiente. Hay cosas en las que ahora que mi peque tiene 18 meses ya consigo responder a las críticas, pero sé que hay cosas en las que empezaré de nuevo y me seguirán afectando. Eso de opinar sin conocer debería estar prohibido, la verdad. Muchos besos!

  3. Estoy totalmente de acuerdo contigo. No hay duda sobre que la LM es el mejor alimento que podemos darle a nuestro bebé. Pero cuando las cosas van mal…. Nuestros hijos también necesitan una madre contenta, activa y en un buen Estado emocional que pueda darle lo mejor de si en todos los sentidos. Y está no es una defensa del biberón eh? Ojalá todas pudiéramos amamantar sin traumas. Pero si esto, por la razón que sea, no es posible….

  4. Estoy totalmente de acuerdo contigo. No hay duda sobre que la LM es el mejor alimento que podemos darle a nuestro bebé. Pero cuando las cosas van mal…. Nuestros hijos también necesitan una madre contenta, activa y en un buen Estado emocional que pueda darle lo mejor de si en todos los sentidos. Y está no es una defensa del biberón eh? Ojalá todas pudiéramos amamantar sin traumas. Pero si esto, por la razón que sea, no es posible….

  5. Tienes razón en lo que dices, si vas a sufrir mejor no hacerlo. El caso es que aún no sabes si eso va a pasar, no? Y en el post en el que nos contaste tus problemas con la lactancia de tu primer bebé esperabas que tus problemas no volviesen a repetirse.
    Claro que aunque a mí me dolió y lo superamos y vamos a cumplir 5 meses de LM exclusiva yo no tuve mastitis y tampoco pasé por el quirófano, con lo cual…
    El caso es que me da pena que lo decidas ya y no pruebes, no sé, no tiene porqué volver a npasar, ahora sabes qué hay que hacer, sabes mejor a qué te enfrentas…
    Todo mi ánimo hagas lo que hagas y enhorabuena por el bebé!
    Ah! Tengo bastantes pista sobre este tema, aunque lo habrás leído todo, pero por si te apetece.
    http://Www.pequeboom.com 😉

    • A mí también me da pena pero no estoy dispuesta a correr el riesgo, a volver a sufrir y a perderme momentos de la vida de mi hijo por si acaso funciona. Imagino, que no lo sé, que la LM debe ser maravillosa si va bien, pero precisamente porque no conozco esa sensación, no sufriré tanto por no poder tenerla.
      Muchas gracias por comentar y por pasar por aquí. ¡Un besazo!

      • Me da mucha pena que lo pasaras tan mal y desde luego es un riesgo así que como no son momentos para ponerse nerviosa espero que esta vez lo disfrutes al máximo y vaya todo fenomenal. Te sigo para ir viendo cómo va la cuenta atrás. Besitos

  6. ¡Ay, Ana! Me has puesto los pelos de punta. Por lo del quirófano y los diez días ingresada, con dolor y sin poder ver apenas a tu bebé. ¿Y todavía te sientes un poco culpable por optar ahora por el biberón? Noooo!!!! Claro que la leche materna es mejor alimento que la de bote, pero como mi marido dice, nosostros fuimos bebés de biberón y mira que bien salimos 😉 Y como ya te han dicho aquí, lo que necesita un bebé es una madre sana y feliz.
    Siento muchísimo que te aconsejaran tan mal y que en urgencias no recibieras el trato que merecías. La Sanidad tiene carencias por todos los lados. ¿Cuándo se resolverán?, me pregunto constantemente.
    Feliz embarazo y al rico biberón!!!! Muas!!!!

    • ¡Muchas gracias! Fue duro pero pasó, qué cierto es lo de las carencias de la Sanidad, a veces creo que deberíamos quejarnos más, que se nos oiga. Tu marido opina como el mío, nosotros tomamos biberón y no nos pasó nada.
      Por cierto me ha hecho especial ilusión ver tu comentario porque el tuyo fue el primer blog de maternidad que leí, en parte fuiste mi inspiración 🙂
      ¡Besos!

  7. No sé cómo he llegado a este post pero en mi blog ya lo he mencionado más de una vez… La lactancia materna es lo mejor cuando madre e hijo están bien, pero sirve de poco si uno de ellos sufre porque al final un bebé también busca la protección y el cariño de su madre, y si el momento de dar el pecho es un suplicio, ellos lo perciben… En la mayoría de casos en los que la lactancia no funciona, son las madres las que sufren, a mí también me dolía y enseguida combiné bibes y pecho, de manera que mi pecho no sufriera tanto..

    Pero también he conocido el caso en el que la niña sufría (es un caso reciente y cercano) ya que no quería o no podía comer del pecho de su madre, empeñada en no darle un bibe ni para atrás, y acabar con la cría ingresada a la semana de nacer por desnutrición, como lo oyes!!!! Y no era una inexperta en la lactancia ya que era la segunda y con la primera estuvo dándole el pecho hasta el año…

    Sinceramente, no compensa sufrir en esas circunstancias, la ciencia y la medicina están para algo. Ya sé que el ser humano sigue aquí siglo tras siglo y ha sido así sin biberones, pero también hace siglos morían muchos bebés y madres en partos y durante los primeros años de vida por infecciones y carencias en la alimentación, y ahora, gracias a dios, esos son casos muy aislados… Yo no me he sentido culpable por haber elegido la lactancia mixta y el día que tenga el tercero repetiré, y en cuanto vea que el pecho no me deja disfrutar del niño, volveré a dejarlo. Y además, ya no sólo es el tema del dolor, y si tienes gemelos??? y si decides tener varios hijos o tenerlos muy seguidos??? en serio, que nadie os haga sentir culpables por no dar el pecho…de verdad te digo que mis hermanos mellizos, que no tomaron leche materna, son más fuertes y listos que yo, que sí la tomé… Espero haberte dado ánimos y que sepas que, en el mundo blogueros, es verdad que son más abundantes las madres pro-lactancia; en el mundo real, hay de todo!!!! Y vamos, ya te digo yo que no me arriesgo a pasar por quirófano y a un ingreso (es decir, separarte de tu hijo) durante 10 días por la lactancia…

    • Tienes toda la razón, la lactancia establece un vínculo muy importante entre madre e hijo en el que si una de las partes sufre creo que al final también lo hace la otra, pero en el embarazo y tras el parto estamos tan sensibles a tooodo lo que nos dicen que dejamos de pensar con claridad y luego pasa lo que pasa. Yo conforme se acerca el día siento mas pena por ese primer momento en el que me den a mi bebé y en lugar de pegarlo a mi pecho le tenga que dar un biberón, lo reconozco, pero también tengo muy claro que no puedo permitírmelo, que no me merecerá la pena y es lo que hay.
      un abrazo!!

  8. Pingback: Empieza la cuenta atrás | Mamá... y más

  9. Pingback: Donde dije digo… | Mamá... y más

  10. Pingback: Mis pasos para tener éxito con la lactancia materna | Mamá... y más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s